print

En la jornada de este jueves el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), votará la aprobación o rechazo del proyecto Doña Alicia, central hidroeléctrica que pretende emplazarse en la ciudad de Curacautín, afectando irreversiblemente el cauce del río cautín. ” Quienes voten a favor del proyecto Doña Alicia, votan la pena de muerte para el turismo de Curacautín”, declaró de manera contundente el Diputado Fuad Chahin.

El futuro medio ambiental de la ciudad de Curacuatín vivirá una jornada clave este jueves 02 de abril, luego que el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), vote la aprobación o rechazo de la central de paso Doña Alicia, central hidroeléctrica que pretende generar alrededor de 6.3 MW de potencia, desviando para ello la rivera del río Cautín, afectando con ello al turismo, uno de los principales componentes de desarrollo de la ciudad y toda la zona precordillerana.

En ese sentido, el Diputado Fuad Chahin realizó un llamado a las autoridades solicitándoles derechamente el rechazo a esta iniciativa, dado el impacto negativo que éste tendría en una zona que es Reserva de la Biosfera, y que reúne una serie de condiciones naturales, humanas y de emprendimientos -como el turismo- que hace irresponsable su construcción sin siquiera proyectar a cabalidad sus consecuencias.

“Yo espero que las autoridades rechacen este proyecto, por el impacto que tiene en el paisaje, en el medio ambiente y en el turismo de la zona. Su aprobación significaría el fin del turismo en Curacautín, y quienes voten a favor del proyecto Doña Alicia, votan la pena de muerte para el turismo curacautinense”, sostuvo el Diputado de La Araucanía.

En este mismo contexto, el Alcalde de la ciudad, Jorge Sáquel, también se sumó a la petición formulada por el Diputado Fuad Chahin, indicando, “Yo espero que los tengan la participación de decidir el día de mañana, voten a favor de lo que está propiciando el gobierno a través de la línea turística. Nosotros somos una comuna eminentemente turística y nos hemos desarrollado en esa línea, y nos hemos reconvertido para ello, por lo tanto yo espero que mañana sea un no rotundo a la instalación a la central de paso”.

Por su parte, diversas organizaciones ecologistas de la zona, como Agrupación Curacautín Sin Embalses y Agrupación Ecológica Ambientalista “Vive Curacautín”,  han declarado que, “La gran mayoría de las personas y organizaciones que habitamos en el territorio del Cautín y sus tributarios, hacemos un llamado a los Servicios Públicos para que el Estado chileno no permita una afectación permanente e irreversible de los ecosistemas de esta cuenca, que amenace la paz social, nuestra cultura y los medios de vida sustentables que se están gestando en este territorio”

Finalmente el Diputado Fuad Chahín planteó que de aprobarse el proyecto, “se afectará entre otros, el área turística de Manzanar y Malalcahuello. En esos lugares se han generado un gran desarrollo y por lo tanto, creemos que en virtud de lo que establece la ley y los reglamentos, se puede impactar la vida de las comunidades, sus actividades económicas y el paisaje. Y eso no lo podemos permitir”.

En estos momentos, y producto de la votación que se realizará este jueves, se han producido toma de la ruta, específicamente el camino que une Curacautín – Lonquimay por el sector de Vega Larga, y el camino que une Curacautín con Lautaro, en el sector Canta Rana, lugares en los que se encuentra Carabineros buscando despejar la ruta.

Compartir